#CaminoRealAlaPrecariedad ¿Qué pasa en el colegio Camino Real de Torrejón de Ardoz?

Queremos hacernos eco de la acción llevada a cabo por trabajadoras del Colegio Camino Real junto a la Asamblea de Apoyo Mutuo de Ciudad Lineal para denunciar el progresivo deterioro de las condiciones laborales, la vulneración de derechos del personal docente y las consecuencias sobre la educación del alumnado.

Aplaudimos todas las formas en las que un escrache precario puede materializarse, en este caso, con un reparto de panfletos a la puerta del colegio para visibilizar y denunciar las condiciones de precariedad en las que se obliga a trabajar en el centro.

“El Colegio Camino Real, antes colegio Diego Lainez, dejó de ser “rentable” y por lo tanto anunció su cierre. Aparecieron entonces una serie de inversores que decidieron asumir la gestión de este nuevo centro, le cambiaron el nombre y trataron de conseguir un colegio con rentabilidad económica. Una empresa más a sumar a la engrosada lista de empresas de sus propietarios, que suman a otras como producción de aceitunas, constructoras, la tienda donde obligan a sus alumnos a comprarse el uniforme, la academia que se encarga del apoyo escolar…

El declive del Colegio Camino Real va en aumento desde entonces.

Empezaron los propietarios a quejarse porque caían las matriculaciones. Dicen que por la crisis las familias no podían ahora pagar un centro privado (390 euros al mes por estudiar 3º o 4º ESO). Decidieron entonces aplicar la reforma laboral y descolgarse del convenio colectivo de enseñanza privada y concertada en lo que corresponde a los salarios del profesorado y las horas lectivas.

En el colegio Camino Real, la jornada completa son 40 horas lectivas, es decir, que dado que solo hay una linea por curso, casi ningún profesor tiene jornada completa y los que la tienen no tienen tiempo para preparar las clases. Además decidieron reducir el salario entre un 20% y un 30%Un/a profesor/a en el Colegio Camino Real cobra aproximadamente 10 euros por hora lectiva.

A mitad del curso escolar 2013/2014, en febrero, despidieron a gran parte del profesorado del centro porque se negaban a aceptar tales condiciones. Según tenemos entendido, no ha sido la única salida de profesores/as del centro en ese mismo curso escolar.

Seguimos añadiendo méritos: A mediados del mes de junio de 2014, el profesorado no ha cobrado el salario correspondiente de abril y mayo.

Es digno de mención también que hace dos años, este mismo colegio obligó a matricularse a su alumnado de FP de unos módulos, y por lo tanto pagarlos, unos 130 euros mensuales, incluyendo un seguro que debían contratar obligatoriamente, los cuales no tenían por qué escogerlos. Por este motivo, el colegio perdió el concierto con la Consejería de Educación, para poder cobrar lo que consideraban apropiado para que la educación siguiera siendo “rentable”.panfleto caminoreal

Es evidente que sus propietarios, lejos de preocuparse por la educación de sus alumnos/as y el contacto con las familias, se preocupan principalmente por ver de dónde pueden sacar más dinero que unir al del resto de sus empresas y de evitar la mala publicidad que pueda hacer que no se matriculen los alumnos/as suficientes el curso que viene.

Por todo ello venimos a decir claramente que ésta no es la educación que queremos. Que éstas no son las condiciones que queremos ni para nuestras profes, ni para nuestras hijas.”

#CaminoRealAlaPrecariedad